Archivo de la etiqueta: carlos

Tuve que hacerlo y otros relatos de Carlos Ortega Vilas (nota = 7,0)

Crítica de EL PRÍNCIPE DE VER/LEER

Me enviaron también el otro día Tuve que hacerlo y otros relatos de Carlos Ortega Vilas para que diera mi opinión. No soy muy amigo de los libros de cuentos o de relatos, pero no me importa leer de vez en cuando alguno. Seguir leyendo Tuve que hacerlo y otros relatos de Carlos Ortega Vilas (nota = 7,0)

Anuncios

Juana la Loca (nota = 6,6)

Crítica de EL PRÍNCIPE DE VER/LEER

El otro día vi un poco por encima el primer capítulo de Carlos, Rey Emperador. Me pareció que tenía el mismo estilo torpe y poco interesante de Isabel, con lo interesante que se podría hacer, pero, al menos, me hizo recordar que tenía pendiente Juana la Loca de Vicente Aranda. Seguir leyendo Juana la Loca (nota = 6,6)

El librero de la Atlántida de Manuel Pimentel (nota = 5,2)

Crítica de EL PRÍNCIPE LECTOR

Estoy en una época en la que siento una ligera desgana a la hora de elegir un libro, por lo que me dedico a leer cualquier cosa que pasa por mis manos y me recomiendan. El último libro ha sido El Librero de la Atlántida, del antiguo ministro Manuel Pimentel.

Manuel ha creado un libro que se basa en dos hipótesis: La Atlántida está escondida en las marismas del Guadalquivir y existe un cambio climático inminente que destruirá la civilización tal como la conocemos. No es una idea excesivamente original, pero unidas sí tienen su aquel. Seguir leyendo El librero de la Atlántida de Manuel Pimentel (nota = 5,2)

Diamond Flash (nota = 3,8)

Presumían el otro día en el Metrópoli de El Mundo o en El Cultural, o en los dos, de haber descubierto el talento de Carlos Vermut ya en su primera película, Diamond Flash, antes de que Magical Girl, su segunda película, marcara un hito en el Festival de San Sebastián al llevarse la Concha de Oro por mejor película y Concha de Plata por mejor director. Ante esto no pude resistirme a ver Diamond Flash.

La película empezó bien porque vi que uno de los ayudantes de dirección era un antiguo compañero del colegio. Pero a partir de ahí, me pesa decirlo, pero no hay por dónde coger la película. El único mérito que podría tener es que las distintas insulsas y trilladas historias están unidas por un mismo personaje, pero, sinceramente ni siquiera esto me parece un mérito. El resto es una película en la que asistimos a un conjunto de historias y situaciones poco interesantes, algunas innecesariamente desagradables, largas y pesadas y que al principio parecen desconectadas, con personajes muy alejados, aunque luego conectados por un personaje, el tal Diamond Flash. El problema es que esta conexión no se explica bien. No se sabe, o no me enteré, de por qué las chicas han secuestrado a la niña, por poner un ejemplo. Leí luego, sobre Magical Girl, que lo brillante del director es la cantidad de preguntas que deja abiertas a la imaginación e inteligencia del espectador. Yo debo ser un zoquete porque eso me parece una estupidez y una posible y sospechosa muestra de que el director no ha querido calentarse demasiado la cabeza. El momento culminante es cuando Diamond Flash hace una cosa especial que no voy a contar, pero que luego le repetí a mi hermano para abochornarle. En ese momento la película se podría haber arreglado, pero el argumento sigue el peor de los caminos. Y el final es una escena ofensivamente larga, inane y molesta. También leí sobre la denuncia de los maltratos en esta película. Tampoco me pareció que fuera algo que estuviera bien presentado.

A todo esto lo acompaña una interpretación que deja bastante que desear de los actores. Actúan al modo de los actores españoles a los que parece que han sacado a todos de un molde, pero de un molde mal diseñado. Tampoco les ayudan demasiado los diálogos. El del principio donde hablan de los cómics y tebeos es de cortarse las venas. Al día siguiente vi uno en Big Bang Theory sobre cómics que le daba mil vueltas sin ser nada especial. Aparte toda la parte de la mujer argentina (o uruguaya) es nefasta. Su conversación con el de los abortos en el bar es espantosa.

Por destacar algo, hay que decir que la musiquilla que suena a veces no está mal. La del principio con la búsqueda de la niña y los créditos mola.

En resumen, debo decir que es una película insultante para el espectador y el hecho de que haya sido alabada por la crítica me hace pensar o que nos toman el pelo o que no tengo ni idea de cine. De momento no veré Magical Girl porque tiene pinta de ser parecida. Y para colmo, ayer fui al preestreno de [REC]4 y a la primera famosa que me encuentro es a Ángela Villar, una de las protagonistas de Diamond Flash, la que sale en la horrorosa escena final.

¿Por qué se llama Diamond Flash? Porque el personaje que une a los dispares personajes es una especie de superhéroe con máscara que lucha por el bien. El nombre del superhéroe no sé por qué será ese. Lo de Flash se me puede ocurrir por qué es. Tendría que ver con el momento culminante al que me he referido antes.

¿Por qué o por qué no verla? Recomiendo no verla porque es una película que no aporta nada y enfada. Lo siento mucho, pero no le he cogido el punto. Me agradaría que alguien me sacara de esta opinión.