El hombre que confundió a su mujer con un sombrero de Oliver Sacks (nota = 7,0)

Crítica de EL PRÍNCIPE DE VER/LEER

Como muchas otras veces, por desgracia, tuvo que morir el autor para que recordara que tenía al menos un libro pendiente suyo. La triste noticia del fallecimiento de Oliver Sacks me recordó que tenía pendiente El hombre que confundió a su mujer con un sombrero, el único libro que conocía suyo. En cuanto tuve tiempo me lo leí.

Y me sorprendió mucho el estilo. Aunque tenía cierto conocimiento de que Oliver Sacks era psicólogo o neurólogo, pensaba, no sé por qué, que este libro era una novela sobre el hombre que había confundido a su mujer con un sombrero, contando historias graciosas sobre él, algo parecido al de El abuelo que saltó por la ventana. Supongo que algo tuvo que influir la editorial en la que está publicado.

El hecho de que finalmente sea un libro de historias cortas sobre distintas patologías neurológicas no tendría por qué haber sido una mala noticia (a pesar de mi ligera aversión a los libros de cuentos). Sin embargo, el estilo en el que están escritos los relatos no me gustó. Aunque los casos son muy interesantes casi siempre, la manera de enfocarlos es algo repetitiva y aburrida. El autor le da demasiadas vueltas a las mismas cosas y no se centra en los síntomas. Lo que se cuenta en diez páginas se podría contar en una o dos.

Si bien es cierto que no hay casos excesivamente impactantes days-of-autism(me impactó más en su momento por ejemplo lo del niño autista que escribió «the days of the week» en cinco de los siete huecos que le habían puesto para que escribiera los días de la semana), las excesivas vueltas que le da a los casos sirven para lo que me parece lo mejor de la novela, la manera de tratar estos trastornos no como enfermedades sino como otras formas de ser, las cuales en ocasiones pueden ser incluso mejores que las formas de ser «normales». Para eso hay que saber tratarlas y poner a la persona en cuestión en el lugar adecuado de la sociedad. Esto se dice explícitamente en el caso del que pintaba excesivamente bien, al que se le podría haber dado un puesto en una expedición naturalista, por ejemplo, para que dibujara las distintas especies que fueran encontrando.

En definitiva, es un libro interesante por las historias que cuenta, que consiguen hacer que uno se replantee lo que es normal y lo que no. Lo malo es que ese excesivo intento de concienciar va en detrimento de que se presenten otras cuestiones médicas que también habrían resultado interesantes. Y eso que el autor no se corta a la hora de usar una terminología algo complicado y no siempre bien explicada. Tengo la sensación de que hay casos más curiosos en Los renglones torcidos de Dios.

¿Por qué se llama El hombre que confundió a su mujer con un sombrero? Porque en la primera historia que se cuenta un hombre, que solo es capaz de ver las partes de las cosas y no el todo, efectivamente confunde a su mujer con un sombrero y se la intenta poner. Este hombre, por ejemplo, no puede reconocer caras, a no ser que estas tengan una parte muy reconocible y, si se le enseña un guante, solo ve cinco bolsitas.

¿Por qué o por qué no leerlo? Supongo que si se sabe de antemano que el libro es un conjunto de historias en las que se habla más de las circunstancias de las personas con problemas neurológicos que de sus problemas en sí, la cosa mejorará. Quizás yo estaba demasiado ansioso por los detalles y alguno me dirá que sí que se describen los síntomas. No obstante, yo esperaba algo más. Seguramente por eso las historias, aunque son cortitas, se me hicieron largas en general.

Como curiosidad diré que hay una ópera de Nyman basada en este libro (no está en Spotify), que el título del disco de Travis The man who está sacado de este libro y que en Mary and Max, una curiosa y triste película australiana de animación, se ve a la niña leyendo el libro.

Anuncios

2 pensamientos en “El hombre que confundió a su mujer con un sombrero de Oliver Sacks (nota = 7,0)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s