Divergente (nota =7,4)

Junto a Los juegos del hambre, El corredor del laberinto, Crepúsculo y demás, Divergente era una de las pocas sagas cuya primera entrega me quedaba por ver. La pereza que me daba era grande (más después del desastre de El corredor del laberinto), pero ahora que han sacado Insurgente (la segunda parte) tenía que verla.

Y he de decir que por fin una de estas sagas distópicas de niños sabiondos y supercapaces me ha sorprendido para bien. La platónica idea de dividir en facciones la sociedad según la genética o las capacidades de cada uno que se trata en esta película es algo que siempre me ha intrigado y que siempre he pensado que podría solucionar muchos conflictos sociales e individuales. Pero también he sabido siempre que es algo difícil de llevar a cabo.

Phonto(12)Aquí se refleja de una manera interesante esta posibilidad y se ve que los resultados no son del todo buenos. Con una brillante Shailene Woodley asistimos a uno de los muchos conflictos que esta separación en facciones puede ocasionar, lo que sirve para replantearse lo que es la identidad, el individuo y su pertenencia a un grupo. La división en facciones no funciona porque el ser humano no es tan sencillo. Somos algo más y nos gusta a veces tener libertad. Como se dice, «la adaptación a la facción elimina la amenaza de que alguien ejerza su libre voluntad», y esto no siempre gusta.

No sé cómo será la novela de Veronica Roth (con cameo en la peli), pero desde luego aunque en la película se ven los típicos cargantes recursos de las distopías de jóvenes, aquí se aporta algo más, todo tiene algo más de sentido y los personajes, interpretados entre otros por un gran Theo James, la hija de Lenny Kravitz o por Miles Teller (el de Whiplash), no provocan tanto rechazo. Hasta Kate Winslet consigue salir airosa de un papel algo distinto a los que suele interpretar. Y la banda sonora, capitaneada por Ellie Goulding, es bastante buena.

¿Por qué se llama Divergente? Antes de entrar en una facción, a los jóvenes se les hace un análisis para recomendarles a cuál se deben unir. Al hacerle la prueba a Beatris (o Tris), la protagonista, se descubre que puede pertenecer a cualquiera. A estas poco comunes personas se las llama divergentes, supongo que porque en su naturaleza hay líneas que se separan o divergen.

¿Por qué o por qué no verla? Puestos a ver alguna de estas distopías tan de moda, esta quizás es la mejor. Consigue supeditar los invetibales ingredientes de este tipo de películas a una interesante historia o, más bien, a un interesate planteamiento de cómo podría estar organizada la sociedad y sus consecuencias. La historia en sí es normalita, con tiros y demás.

Ahora siento curiosidad por leer el libro. Me da la sensación de que es de los de subrayar frases. Aunque podría ser que el mérito se debiera a Neil Burger, el director, que no en vano es el director de la gran El ilusionista. Ya me he apuntado suya Sin límites.

Anuncios

5 pensamientos en “Divergente (nota =7,4)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s