Cuando Harry conoció a Sally (nota = 7,7)

Después de ver ¿Qué fue de Baby Jane?, me iba a poner otro clásico que tenía pendiente, Bonnie y Clyde, pero mi hermano me dijo que no me pusiera dramas, que era viernes y que antes de salir de fiesta me tenía que poner una divertida. Como ya comentaré cuando vea Bonnie y Clyde el problema es que yo creía que era una comedia. Sospecho que me estaba equivocando a estos personajes reales con los creados Starsky y Hutch, primero porque pensaba que había serie y segundo porque creía que Ska-p los citaba en Romero el Madero, pero lógicamente a los que cita es a Starsky y Hutch. En fin, el caso es que me puse a mirar listas de comedias románticas y la primera que no había visto era Cuando Harry conoció a Sally, otra de esas míticas con dos nombres en el título, tipo Tango y Cash o Thelma y Louise. Mi hermano me previno de que Billy Crystal de joven daba asquillo, pero es una película con la que llevaba mucho tiempo en la cabeza y ya era el momento.

La película es entretenida y divertida. No tiene puntazos, pero sí momentos en los que uno esboza una sonrisa. Todo se basa en la idea de si es posible la amistad entre hombre y mujer, tema bastante complicado y para el que yo, a mis casi treinta años, no tengo aún una respuesta definitiva. La cosa es que si tengo amigas que no me gustan, eso quiere decir que yo les gusto.

De los actores, es verdad que Billy Crystal da repelús. Si uno no sabe que es él igual no le reconoce. Al menos hasta que no se deja barba. Pero bueno, al final superado el repelús inicial que tiene mucho que ver con su papel, no está del todo mal. Meg Ryan lo borda, dentro del personaje que le toca interpretar.

No me gustó mucho que haya tanto salto en el tiempo. Se pierde un poco de continuidad y, aunque es verdad que los saltos son necesarios para el desarrollo del argumento, se podrían haber suavizado un poco.

En general, es una divertida comedia romántica, aunque no de las mejores. Además, tiene aún ese toque ochentero. A mí me gustan más las comedias románticas modernas tipo Cómo perder a un chico en diez días o El diablo viste de Prada, dos de mis películas favoritas. De la lista que miré, me he apuntado para ver Mientras dormías, La proposición, 27 vestidos y Ojalá fuera cierto, entre otras, además de alguna antigua que ya llevo tiempo teniendo pendiente como Sabrina, Historias de Filadelfia o Irma la dulce. Ah, y una perfecta, por nombre gracioso, para película de jueves: El bazar de las sorpresas.

Anuncios

2 comentarios en “Cuando Harry conoció a Sally (nota = 7,7)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s